EL EJERCICIO FÍSICO MULTIPLICA LA SUPERVIVENCIA EN PACIENTES CON COVID19

Cómo si de la fantástica trilogía del dólar de Sergio Leone se tratase, ya son varios estudios los publicados sobre como combatir los efectos del Covid19 en los que sin relación aparente tienen un denominador común: el ejercicio físico, que, como Clint Eastwood en dicha trilogía, recorre los páramos desérticos de nuestro país, sin la atención que su relevancia requiere.

En anteriores entradas hacíamos referencia a que una mayor condición física está relacionada con una menor tasa de hospitalización en caso de contagio (Brawner, C. et al. 2020) y que, por el impacto beneficioso que el ejercicio físico tiene sobre el sistema inmune, los beneficios del ejercicio físico superarán al riesgo de contagio tanto en entornos outdoor como indoor (Dominski FH & Brandt R, 2020).

Hoy nos hacemos eco de un estudio publicado estos días de Salgado-Aranda, R. et al. 2021, dónde un equipo de cardiólogos del Hospital Clínico San Carlos de Madrid buscaba relacionar las posibilidades de supervivencia ante un contagio por covid19 con el nivel de actividad física semanal de los participantes.

En este estudio concluyen que una vida activa realizando actividad física de forma regular aumentaba hasta en 8 veces la posibilidad de supervivencia al coronavirus con respecto a aquellos pacientes que llevaban un estilo de vida sedentario.

Para su realización dividieron a los 520 pacientes que conformaban la muestra, con edades comprendidas entre 18-70 años, en dos grupos: sedentarios (57,1%) y personas que realizaban ejercicio físico al menos dos días a la semana un mínimo de 30’ (42,9%).

Las conclusiones fueron que el grupo de personas sedentarias presentó un riesgo de mortalidad por covid19 mayor (41 pacientes fallecieron, un 13,8%) con respecto al grupo de personas activas (4 defunciones, un 1,8%).

La escasa información previa que teníamos sobre este virus, unida a la emergencia y a la situación de extrema gravedad sufrida en este año, nos lleva a que el mundo científico se esté volcando no sólo en saber los efectos de esta pandemia, sino en poder buscar elementos comunes para reducir o minimizar el impacto de otras posibles futuras emergencias sanitarias, y en todas ellas hay un claro denominador común: Realizar ejercicio físico de forma regular previene y minimiza la gravedad de estas afecciones y nos trae mejoras sustanciales en nuestra calidad de vida. ¿a qué esperas para darte el cuidado que mereces?

Bibliografía.

Brawner CA, Ehrman JK, Bole S, et al. Inverse Relationship of Maximal Exercise Capacity to Hospitalization Secondary to Coronavirus Disease 2019. Mayo Clin Proc. 2021;96(1):32-39. doi:10.1016/j.mayocp.2020.10.003

Dominski FH, Brandt R. Do the benefits of exercise in indoor and outdoor environments during the COVID-19 pandemic outweigh the risks of infection? [published online ahead of print, 2020 Jul 17] [published correction appears in Sport Sci Health. 2020 Aug 17;:1]. Sport Sci Health. 2020;1-6. doi:10.1007/s11332-020-00673-z

Salgado-Aranda R, Pérez-Castellano N, Núñez-Gil I, Orozco AJ, Torres-Esquivel N, Flores-Soler J, Chamaisse-Akari A, Mclnerney A, Vergara-Uzcategui C, Wang L, González-Ferrer JJ, Filgueiras-Rama D, Cañadas-Godoy V, Macaya-Miguel C, Pérez-Villacastín J. Influence of Baseline Physical Activity as a Modifying Factor on COVID-19 Mortality: A Single-Center, Retrospective Study. Infect Dis Ther. 2021 Mar 14:1–14. doi: 10.1007/s40121-021-00418-6. Epub ahead of print. PMID: 33715099; PMCID: PMC7955903.

Recommended Posts

Leave a Comment