“Mi edad es de 57 años y nunca he estado en un gimnasio más de 3 meses, la verdad, no me llamaba la atención. Así pasaron los años y claro, como mi problema es la comida y a mí me engorda hasta el aire que respiro, fui cogiendo kilos hasta llegar a los 120kg.

Del equipo de ENSA SPORT, me habló mi amigo Javier (él llevaba tiempo entrenando con ellos), me comentó que perdería peso con un entrenador personal y que podía tener una primera toma de contacto con los entrenadores sin ningún tipo compromiso. Pensé que sería una pérdida de tiempo y lo dejaría pronto, pese a todo y costándome mucho esfuerzo, decidí pasarme.

Un día de Marzo me acerqué a la prueba y me entrevistó el Sr Ernesto y desde ese día aquí estamos juntos! Me explicó las virtudes y beneficios del ejercicio, cuando se realiza con seguridad y constancia. Y la verdad es que me cambió la vida… lo que empezó siendo visitas al gimnasio, se ha convertido en un vinculo con mi entrenador al que ahora veo como un amigo y confidente.

Hasta la fecha he perdido 18 kilos y quiero dar las gracias a todo el equipo que forma ENSA SPORT, ya que cuando no es mi entrenador, es otro el que me ayuda. También me gustaría dar las gracias a las personas que se han cruzado en este tiempo en el gimnasio conmigo y me apoyan y se alegran cuando bajo otro kilo más y especialmente a mi entrenador por el aguante y la paciencia que tiene conmigo. Un fuerte abrazo a todos.

PD: Mi vida ha cambiado mucho para bien y hasta mi familia me anima a que el gimnasio sea lo primero… y yo me siento feliz.”

 

Leer el testimonio de Paloma